lunes, 10 de agosto de 2015

10 prácticas para ser creativos



La creatividad es una competencia que podemos desarrollar día tras día y casi sin darnos cuenta con sólo aplicar pequeñas recomendaciones y sugerencias. En este post he ennumerado las diez que me parecen más importantes:

 1. Cambia el modo en el que haces las cosas en tu día a día, evita ser repetitivo, trata de romper la rutina. Un ejemplo de ello podría ser tomar un camino diferente de vez en cuando para ir al trabajo, o ir a una hora diferente al supermercado.

2. La creatividad puede manifestarse en cualquier momento, por ello es recomendable tener a mano una libreta y boligrafo  y apuntar las ideas que se te ocurran, sensaciones, algo que te llame la atención significativamente.

3. Observa la naturaleza, dibuja lo que percibes. Cambia luego la perspectiva, fíjate y compara como un mismo objeto luce diferente al cambiar el punto de vista.

4. Eventualmente asume el reto de crear una o varias soluciones diferentes a un mismo problema, a una misma situación. Trata de ser disruptivo. Rompe las reglas inteligentemente y piensa ¿Qué tal si.......?

5. Descansa. Es necesario tomarse tiempo para desconectar y permitir el proceso de incubación de las ideas.

6. No tengas miedo a fracasar. Es de suma importancia comprender que el fracaso forma parte del proceso creativo permitiéndonos conocer que es lo que no funciona, o lo que no nos permite conseguir nuestros objetivos. En ningún momento debes permitir que el fracaso te desmotive, por ello es necesario ser perseverante y desarrollar la resiliencia necesaria que te permita conseguir aquello por lo que luchas, aquello que te apasiona.

7. Busca un ambiente en el que te sientas cómodo, que te permita encontrarte contigo mismo, que sea propicio para desarrollar tu máximo potencial en el logro de tus objetivos.

8. Observa, escucha, siente tu entorno, lo que hace la gente, que necesitan, que desearían. Mediante este proceso puedes conseguir numerosas fuentes de inspiración.

9. Encuentra aquello que te apasione, aquello con lo que pierdas la noción del tiempo, "Tu elemento" (como es llamado por el prof. Sir Ken Robinson).

10. Por último, no hagas caso de lo que la gente piense de lo que tu haces.  Escucha a tu corazón, nadie te conoce mejor que tú.